Cirugía de glaucoma

El glaucoma es una enfermedad ocular crónica que daña el nervio óptico, el cual es responsable de transmitir las señales visuales al cerebro. La causa principal del glaucoma es el aumento de la presión ocular, que si no se trata puede provocar pérdida de visión irreversible. La cirugía de glaucoma es un procedimiento que reduce la presión ocular y ayuda a preservar la visión.

Algunos de los procedimientos quirúrgicos comunes para el glaucoma incluyen:

  • Trabeculoplastia con láser: Procedimiento en el cual se utiliza un láser para abrir los canales de drenaje del ojo y mejorar el flujo del líquido ocular.
  • Trabeculectomía: Cirugía en la que se crea un nuevo canal de drenaje en el ojo para permitir que el líquido salga y disminuir así la presión.

Los beneficios de esta cirugía son:

– Reducir o eliminar la necesidad de medicamentos para la presión ocular. 

-Disminuir el riesgo de progresión de la enfermedad y pérdida de la visión. 

– Mejorar la calidad de vida.